El gran viaje. (Poesía)

 

Es reconfortante descubrirse a uno mismo, y mucho más redescubrirse de vez en cuando, es muy bueno para escapar del rebaño.

 

El gran viaje.

En una hoguera

se retuercen versos y palabras

llamas y cenizas ardientes

calentando las estancias

en la soledad más absoluta.

Migras a lo más profundo

en tu abismo,

con tiento te abres paso

paso a paso

poco a poco

es un bosque muy espeso

empinado

oscuro, enmarañado

lleno de trampas

y miedo

con bestias al acecho

guerras perdidas

anhelos cercenados

y desesperanza,

zarzas que te hieren

rasgan la piel

y desfiguran el rostro

hasta verter lágrimas,

pero hay que insistir

no te debes perder

no te puedes rendir.

Continúas

hasta lo lejos

tras las montañas

los ríos de vida

y los mares;

estremecido

escuchas un dulce llanto

fragancias casi olvidadas

y una brisa tibia,

origen del fuego,

ese brillo lejano

tu universo

lleno de astros y colores,

sus fuerzas componen el movimiento

que agitando las cuerdas

musitan la melodía

de los corazones

desde sus albores inmaculados

de donde salen el calor y las llamas

siempre tapadas

por esas junglas y manglares

frutos del vivir

y del soñar

del caminar en el tiempo

del amor,

y del amar.

 

Ilustración, cita y poesía:

maximenendez

Anuncios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.